Evitar robos de bicicletas

Una de las mejores formas de prevenir robos de bicicletas es asegurarse del origen de las que vayan a comprarse de segunda mano. Otra forma es utilizar aparcamientos para bicicletas seguros contra el robo, el vandalismo y la intemperie, por este motivo aconsejamos exigir su instalación en aquellos lugares donde se aparque durante tiempos prolongados (comunidades de vecinos, centros de trabajo o de estudios, instituciones públicas, etc.).

El tipo de bicicleta no debe estar condicionado por la posibilidad de robo, es más aconsejable disfrutar de una buena bici y utilizar un sistema de amarre antirrobo de la máxima calidad (aconsejamos consultar al vendedor o distribuidor sobre la calidad/precio de los sistemas antirrobo de bicicletas). Las ordenanzas municipales de algunas ciudades permiten el amarre de la bicicleta en el mobiliario urbano siempre que no lo dañe ni impida el paso de peatones o vehículos (según el artículo 7 de la Ley de Tráfico, las bicicletas podrán ser retiradas y llevadas al correspondiente depósito si, estando amarradas, dificultan la circulación de vehículos o personas o dañan el mobiliario urbano). En otras ciudades las ordenanzas municipales tan solo permiten el amarre de las bicicletas en los espacios habilitados para ello, normalmente aparcabicicletas que no impiden el robo, el vandalismo y la intemperie. En cualquiera de estos lugares deben atarse (con un sistema de amarre que no toque el suelo para no facilitar su corte) las dos ruedas, el cuadro y otros componentes de fácil sustracción de la bicicleta a un poste fijo, firme y cerrado o suficientemente largo que impida sacar el amarre sin romperlo.

Tras la compra de una bici recomendamos fotografiarla y conservar la factura que debe incluir su valor, su número de serie y su descripción técnica. Esto es útil por varios motivos: para venderla con la garantía de que no ha sido robada; para describirla y demostrar que es de tu propiedad al realizar una denuncia de robo; y para justificar su valor en un accidente o ante una compañía aseguradora.

© Todos los derechos reservados Jordi Tatay y Rafa Roman. Granada, 2014

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s